Cárcel Común


Luego de dos meses y medio, el ex jefe policial provincial Miguel Etchecolatz abandonó dejó casa del Bosque Peralta Ramos en un móvil de la Policía Federal que lo trasladó a la cárcel de Ezeiza, adonde llegó para continuar sus condenas a prisión perpetua por delitos de lesa humanidad cometidos durante la última dictadura militar.

“Asesino, asesino”, le gritaron al paso militantes que realizaron una vigilia frente al domicilio de Etchecolatz en Boulevard del Bosque y Guaraníes, en el extremo Este del Bosque Peralta Ramos. Un barrio de la zona Sur donde los vecinos se movilizaron durante estos meses para repudiar la presencia del represor y exigir que se lo traslade a una cárcel común.

Comentarios

Ultimo Momento